Browse By

Dobermann

TALLA: Entre 63 y 70 cm.
El Dobermann es un excepcional perro de guarda y defensa, activo, inteligente, ágil y fácil de adiestrar. Son perros muy equilibrados y cariñosos. Muy protectores de la familia y amantes de los niños.

ASPECTO GENERAL

El Dobermann es un perro de tamaño mediano, todo fuerza y todo músculos. Corresponde a l imagen de un perro de anatomía normal, por su líneas elegantes, porte altivo y alerta y expresión resuelta. Se inscribe prácticamente en el cuadrado (sobre todo el macho).

CABEZA

La cabeza debe destacarse claramente del cuello. Vista de perfil y por arriba, la cabeza del Dobermann se parece a un cono truncado alargado; está finamente perfilada pues la piel está estrechamente pegada a los huesos y a los músculos lisos (cabeza seca).

Cráneo: aplanado, tanto de frente como de perfil; la línea superior del contorno del perfil de la cabeza está constituida por la sucesión de las líneas de los huesos nasales y del frontal, líneas paralelas, ligeramente separadas a la altura de los ojos por los arcos supraciliares, esta línea remonta, pues, desde la nariz hasta la parte superior del cráneo; después, la línea del frontal se curva ligeramente para descender hacia la nuca.

Hocico: profundo y ancho, con labios bien apretados.

Dentadura: completa (42 dientes), dientes blancos, encaje en tijera; vista de frente, la bóveda craneana es aplanada, horizontal, sin que descienda, pues, por los lados hacia las orejas.

Ojos: de tamaño mediano, oval; es de color lo más oscuro posible.

Trufa: negra, en cambio, se permiten tonos más claros en los ejemplares castaños y azules; en todo caso, los ojos y la trufa deben tener el tono oscuro correspondiente a la capa.

Oreja: implantada alta, se lleva levantada hacia arriba y cortada en una longitud proporcionada a la cabeza; en los países donde está prohibido el corte de orejas, la oreja no cortada tiene la misma valoración que la oreja cortada.

CUELLO

Es bastante largo, bien proporcionado al cuerpo y a la cabeza. Es seco y musculoso; se levanta desde el pecho y los hombros siguiendo una bonita curva. Es erguido y revela mucha casta.

CUARTOS DELANTEROS

Vistas desde todos los ángulos, las patas delanteras son rectas, es decir, verticales y de constitución fuerte. Con el omoplato largo y oblicuo el húmero forma un ángulo casi recto. El omoplato está firmemente aplicado en el tórax, es muy musculoso y sobrepasa las apófisis espinosas de las vértebras dorsales. La articulación del codo, formada por el brazo y el brazuelo, está firmemente aplicada (contra el cuerpo). El metacarpo no tiene rotación ni interna ni externa. El pie es corto, con dedos apretados y arqueados (pie de gato).

TRONCO

La espalda es corta y firme

CRUZ

Debe aparecer claramente, sobre todo en los machos; su altura y longitud determinan al trazado de la línea descendente de la espalda hasta la grupa.

LOMO

Es muy musculoso. La espalda tiene la anchura correspondiente en toda su longitud. La grupa, apoyada en el sacro, es redondeada y no caída.

COSTILLAS

Ligeramente arqueadas, llegan incluso a sobrepasar los codos hacia abajo, pero en todo caso se ha de tener en cuenta la colocación del brazo y el brazuelo. La profundidad del pecho debe ser proporcionada a la longitud del tronco y no debe ser inferior a la mitad de la altura medida a la cruz. El pecho es de una gran anchura y está particularmente desarrollado hacia adelante. Ese pecho, como se le denomina, está determinado por la parte anterior del esternón (apéndice traqueliano cartilaginoso de la primera esternebral) que sobrepasa por delante la articulación del hombro. Desde la extremidad posterior del esternón hasta la pelvis el vientre está claramente recogido de manera que la línea de debajo remonta ligeramente. El tamaño (del suelo a la cruz) alcanza 68 cm en los machos (máximo de 70 cm); en las hembras debe alcanzar de 63 a 66 cm (máximo de 67 cm). El tronco de la perra puede ser un poco más largo que el del macho, disponiendo así de espacio para las mamas.
CUARTOS TRASEROS

Los muslos tienen una buena anchura, son muy musculosos y, con la pierna y la rótula, forman la robusta articulación de la rodilla cuyo ángulo es de unos 130º. Los corvejones son muy desarrollados y paralelos entre sí; forman un ángulo obtuso con los metacarpos verticales. Como los de las patas delanteras, los pies son cortos, con dedos arqueados y apretados. No se admiten los espolones.

ANDADURA

La progresión es elástica, elegante, flexible, suelta y cubre mucho terreno. Las patas delanteras se proyectan mucho hacia adelante. El impulso de propulsión necesario resulta de la amplitud y la fuerza de los movimientos de los cuartos traseros. El perro extiende simultáneamente la delantera de un lado y la trasera del otro.

PELAJE

El pelo es corto, áspero y apretado; es liso y aplastado contra la piel. Los colores son o negro, o castaño oscuro, o azul y fuego, con marcas fuego claramente delimitadas de tono rojizo apagado, puro; también se encuentra este color fuego en el hocico y los labios, así como en las mejillas y encima de los párpados, en la garganta, el pecho (dos manchas); metatarsos, metacarpos y pies son igualmente de color fuego, igual que la cara interna de los muslos, el contorno del ano y la punta de las nalgas.

CARÁCTER

El Dobermann es fiel, bravo, vigilante, valiente, con nervios sólidos. Su inteligencia, acometividad natural, su excelente olfato, su afición al trabajo y su obediencia lo hacen fácil de adiestrar. Está indicado como excelente perro de casa, de compañía, de defensa y de trabajo.

DEFECTOS

Convexidad de la nariz, del frontal y del cráneo (de morueco); stop demasiado o demasiado poco marcado; cabeza corta, gruesa (mejillas en relieve); hocico puntiagudo; labios demasiado abundantes hasta ser colgantes; orejas implantadas demasiado altas o demasiado bajas; ausencia de diente(s) (menos de 42); prognatismo inferior o superior, apertura palpebral estrecha; ojos saltones, hundidos o claros. Cuello corto, grueso, con piel muy suelta o con papada. Osamenta ligera; hombro corto, flotante o recto; codos girados hacia afuera; dedos (pies) demasiado pegados, demasiado separados (a la francesa); pies largos con dedos separados o aplastados. Espalda demasiado larga, aplastada o arqueada; grupa caída, pecho en tonel, costillas planas, insuficiente profundidad del pecho, tórax no suficiente adelantado, pecho demasiado estrecho. Angulación defectuosa de los cuartos traseros; corvejón girado ha cia el exterior (patas en tonel), hacia el interior (corvejón de vaca). Monorquidia, criptorquidia. Paso inseguro, sin elegancia, o marcha a pasos cortos, portante. Pelo largo, blando u ondulado. Marcas y manchas fuego demasiado claras, no claramente delimitadas, o sucias (<<hollín>>, carbonada); marcas blancas; subpelo visible. Ejemplar carente de franqueza, neurasténico o miedoso.

(Según es estándar nº 143 de la FCI de 24 de junio de 1988)

Deja un comentario